Prueba de módulos

Diferentes legislaciones relacionadas a las emisiones en diferentes mercados automotrices, identidades de marca y expectativas regionales específicas del consumidor final continúan generando diferencias en los requisitos de los componentes, o sea, con base en su lugar de uso, a pesar de la creciente globalización y estrategias de usar módulos y componentes idénticos. Por otra parte, está aumentando la aplicación sistemática en el desarrollo de trenes de fuerza y vehículos. Las interacciones entre componentes y sistemas están volviéndose cada vez más importantes para el desarrollo y el proyecto.

Cada componentes desarrollado por MAHLE debe, por lo tanto, cumplir a requisitos muy específicos antes que sea puesto en producción. Independientemente de la aplicación y de la región, funcionalidad eficiente es tan importante como seguridad operativa a lo largo de toda la vida útil especificada para el componente.

En este sentido, un proyecto sólido es fundamental, usando los materiales ciertos y revestimientos adecuados a las condiciones de operación del componente.

Pero no es suficiente desarrollar un componente de forma aislada. Estudiar las interacciones entre componentes en todo el vehículo, especialmente aquellos dentro de un mismo sistema, es cada vez más importante. Esta es la única forma de evaluar el comportamiento real de operación de componentes y sus interacciones con otras piezas. Un entendimiento del sistema como un todo es, así, la base del desarrollo exitoso de componentes.

La división de pruebas de módulos de MAHLE se dedica a investigar todos estos aspectos. Cada componente es probado en operación independientemente, dentro de un sistema y en interacción entre sistemas. Solamente este abordaje holístico puede asegurar componentes durables y, en último análisis, un sistema que permanezca eficiente a lo largo de toda su vida útil especificada.

Esto se hace posible por medio de la amplia experiencia que MAHLE acumuló en sus segmentos de negocio y de la filosofía básica de entender siempre al sistema como un todo antes de desarrollar componentes individuales.

Diversas instalaciones de prueba e investigación en todo el mundo, con tecnología de punta, están disponibles para probar componentes MAHLE. Estas instalaciones incluyen:

  • Laboratorios de materiales
  • Laboratorios de química
  • Prueba de componentes
  • Prueba de materiales
  • Bancos de pruebas de desgaste
  • Bancos de pruebas de vibración
  • Bancos de pruebas de pulsación y ruptura
  • Equipos para pruebas de resistencia
  • Banco para pruebas de gases calientes
  • Bancos de pruebas para fugas y sellado
  • Laboratorios de termodinámica
  • Túneles de viento climáticos
  • Túnel de viento enfriado

Además de desarrollar nuevos productos, la división de pruebas de módulos globales de MAHLE también apoya los departamentos de calidad en el caso de quejas de los clientes. La directiva es siempre que cada localidad pueda ofrecer pruebas de componentes para apoyar el mercado local con sus requisitos propios.

Esto significa que es necesaria una presencia global. MAHLE, por lo tanto, estableció amplias capacidades de prueba en todas las regiones clave de Asia, Europa, además de América del Norte y del Sur. Ellas reflejan muchas características regionales y actúan como especialistas dentro del Grupo.

Estas instalaciones pueden ser usadas, por ejemplo, para probar el nivel del proyecto de los productos antes que comiencen las pruebas de aceptación en bancos de pruebas de motores.