Radiadores

El componente más importante del módulo de refrigeración es el radiador, que está proyectado para disipar al aire ambiente el calor absorbido por el refrigerante a partir de varios componentes (motor, enfriador EGR, etc.). Consiste de un núcleo y de tanques de refrigerante, además de todas las conexiones y elementos de fijación. El núcleo del radiador normalmente está hecho de aluminio, mientras que los tanques de refrigerante están hechos tanto de aluminio como de poliamida reforzada con fibra de vidrio.